La meditación Vipassana – Por Laura

Phitsanulok Dhamma meditation center PagodaAl planificar nuestro viaje, tanto a Sergio como a mi nos llamó la atención la posibilidad de, no sólo ver el mundo, sino aprender al máximo de su gente, y sus diferentes culturas, y aplicarnoslo a modo de crecimiento personal. De ahí que uno de los lemas de este viaje sea “cambiar el mundo, cambiándonos a nosotros mismos”.

Hasta la fecha hemos visitado sitios muy diversos, y de cada uno de ellos hemos extraído diferentes conclusiones que os hemos ido contando a través de este blog: el consumismo extremo y sin sentido de EEUU, la naturaleza en su estado puro de Nueva Zelanda, la exuberancia de las islas del Pacífico, nuestras experiencias laborales en Malasia, etc. Quizás esta parte del viaje es en la que más nos acercamos a analizar la cultura, las religiones, los rituales de la población del Sureste Asiático.

Como parte de nuestro crecimiento personal, y siguiendo los consejos de gente que hemos ido conociendo a lo largo del camino, hace apenas 12 días nos adentramos en el terreno de la meditación. Siendo los dos profanos en temas de meditación, Yoga, etc. nos dejamos guiar por estos consejos, y empezamos el curso de 10 días de Meditación Vipassana. Este artículo trata sobre las conclusiones que yo misma he extraído de estos 10 días intensivos de meditación, que han supuesto para mi una de las  experiencias más enriquecedoras de mi vida.

El Vipassana es una técnica de meditación budista que, mediante la observación de nuestra conducta, define un Arte de Vivir. La finalidad de esta técnica es experimentar por uno mismo la realidad de las cosas. Esta técnica considera que la mente es salvaje, y en su propio estilo crea todo tipo de sufrimientos a las personas. Es por ello que la base de esta técnica es domar la mente, cambiar su hábito de actuación, evitar la cadena de acción-reacción que nos lleva al sufrimiento.

En resumen se trata de experimentar por uno mismo las sensaciones que el cuerpo crea como respuesta a sentimientos. De forma global podemos decir que existen dos tipos de reacciones humanas, y ambas conducen a la negatividad: por un lado si sucede algo que no deseamos, ello crea el sentimiento es de odio, miedo, ira. Por otro lado, si se nos antoja algo y ello no sucede, ello provoca un sentimiento de ansiedad.

Vipassana Meditation Center (7 de 10)

En nuestra mente se puede distinguir cuatro estados: por medio de los sentidos la mente recibe una sensación (por ej.- mediante el oído ); El segundo paso es la interpretación de esa sensación (ej.- oye unas palabras); El tercer paso es que la mente desarrolla sentimientos positivos o negativos (ej.- las palabras llevan un tono negativo, de abuso); y el cuarto paso es la reacción en base a esos sentimientos, lo que llaman Sankharas (ej.- gritas a la persona que te ha abusado verbalmente). Un Sankhara es el resultado negativo de una reacción, que nos crea dolor o sufrimiento. Los Sankharas se almacenan en el fondo de nuestra mente consciente, y eventualmente en el subconsciente. En función de la severidad del proceso quedará grabado levemente, o profundamente. Sea como sea, los Sankharas son la base de nuestro sufrimiento. Es un sufrimiento enraizado en el subconsciente que si no se detiene de algún modo, lo único que hace es crecer, minando nuestra vida, haciéndola cada vez más y más miserable.

El descubrimiento de Gautama el Buda fue precisamente esto, como salir de esta cadena de actos que hacen de nuestras vidas un sufrir constante. No sólo descubrió a nivel teórico el mecanismo para deshacer esta serie de reacciones, sino que creó una técnica, aplicable por cualquier persona de cualquier cultura o religión, basada en la experiencia real, de uno mismo. Esto es el Vipassana.

Esta técnica, mediante la observación de sensaciones en nuestro cuerpo, trata de controlar estas reacciones, detener esta cadena de acontecimientos (acción-reacción), que es lo que nuestra mente está habituada a hacer, evitando la creación de nuevos Sankharas. Ejemplo:  cada año me compro un coche nuevo, ultimo modelo, le añado un barco, posteriormente un avión, y finalmente deseo volar a la Luna… es posible, pero como no soy el Sr. Virgin, pues todavía no me puedo permitir este lujo. Ello me crea una serie de frustraciones y querer más y más (base de la avaricia) que no me deja vivir. Al reaccionar ante este sentimiento de querer más y no poder conseguirlo, creo en mi una Sankhara de frustración, que se almacena en mi subconsciente y no me deja vivir. No solo eso, las negatividad atraen a otras negatividad, y al final mi vida, y la de los que me rodean, acaba siendo un sufrimiento constante.

Lo que la técnica propone es no reaccionar, observar la sensación y esperar a que desaparezca, todo ello con base a que todo perece, nada es para siempre (ej. Si te pica un mosquito y consigues controlarte y no rascarte, la sensación de picor desaparece al cabo de unos minutos. Si te rascas desconsoladamente, el tema empeora, llegando a durar días y días). Y durante un curso de 10 días no sólo entrenar a la mente para que “no reaccione”, sino también eliminar al máximo posible los Sankharas que cada uno de nosotros almacenamos en nuestro subconsciente. Como se eliminan? Funcionaría de la siguiente manera: siguiendo el ejemplo de 2 personas que retuercen una cuerda, cada vuelta sería un Sankhara más que añadimos a nuestro subconsciente. Si soltaran la cuerda (no añadieran más Sankharas), el proceso normal es que la cuerda vuelva a su estado natural (nuestra mente se liberaría de manera natural de los Sankharas).

Mediante la meditación, el mundo de las sensaciones y el de los sentimientos se une, y si uno consigue controlarse, no reaccionar y sencillamente observar sensaciones y sentimientos, mostrándose ecuánime ante ellos, y siendo consciente de que tarde o temprano terminará, hemos eliminado muchos muchos Sankharas.

Durante estos 10 días hemos vivido como monjes, nos hemos alimentado de forma sencilla aunque rica, hemos meditado 12hs diarias, y hemos guardado estricto silencio (no se permitían ni miradas, ni sonrisas, ni ningún otro tipo de comunicación). Hemos aprendido a tener paciencia, a controlar nuestras reacciones, a ser ecuánimes (!!), gracias a todo esto, hemos liberado toneladas de Sankharas o sufrimientos: en general las chicas hemos llorado mucho, y los chicos parecían enfadados con el mundo. Todo con el mismo fin, sea cual sea la sensación (un pinchazo agudo en el codo, o una sensación de vértigo -ambos me sucedieron a  mi), sea cual sea el sentimiento que nos venga a la mente (una pelea con la pareja, o con la familia, o la ruptura con un ex novio), manterenos ecuánimes, observar y no reaccionar, porque tarde o temprano todo pasa.

La experiencia ha sido muy dura: es duro volver a enfrentarte a situaciones del pasado que uno ya creía olvidadas, situaciones que vuelven a hacerte daño… En el fondo todo el proceso es parecido al de perdonar, recapacitar ante la situación ocurrida, y ser consciente de que hay varias perspectivas ante una misma situación. A veces nos obcecamos con creer tener la razón, y no somos conscientes del daño que creamos a otras personas. Y aunque se lo merecieran, que tipo de vida es esta, una vida llena de rencores y amarguras?

Es por eso que el Vipassana se autodefine como un Arte de Vivir, es sin duda un estilo de vida. Es aprender a ser tolerantes, a analizar las cosas desde un punto de vista más relajado y ecuánime. Es en resumen un paso hacia la madurez personal.

Aún considerando la dureza y dificultad de las condiciones, es una experiencia inigualable. Que más da 10 días de sufrir un poco más, si aprendes una técnica que no sólo te libera, sino que además te da una herramienta para que continúes con la practica. Por supuesto una vida no se soluciona en 10 días, pero es una iniciación en toda regla a un nuevo estilo de vida.

Además de todo lo mencionado, yo personalmente he alcanzado uno de mis objetivos de este viaje: encontrar mi serenidad, mi paz mental. Y en caso de que la vuelva a perder de nuevo, tengo una herramienta, la meditación, para volverla a recuperar.

Este artículo está dedicado a todas las personas que sufren, son conscientes de su sufrimiento, y tienen el valor de dar un paso más, un paso hacia la felicidad! Con un curso no se gana una guerra, pero batalla tras batalla, llegaremos a disfrutar la vida de verdad, como se merece.

Aunque Tailandia es muy bonito, soy consciente de que está lejos, y mi profesor S.N. Goenka, originario de Birmania, es consciente también. Por eso ha abierto centros de meditación Vipassana alrededor del mundo, en todos los continentes. Para los que vivís en Barcelona, que sepáis que tenéis un centro en Palau Tordera, donde dan cursos en castellano e inglés, y el curso no cuesta nada, funciona a base de donaciones, en función de la capacidad económica y los resultados obtenidos por cada persona (así que no hay excusa!). Si alguien tiene alguna duda, estaré encantada de solventarla, en la medida de mis conocimientos :)

Vipassana Meditation Center (1 de 1)

20 Responses to “La meditación Vipassana – Por Laura”

  1. Pablo Says:

    Estimados:
    Mi nombre es Pablo, soy boliviano. Me alegra mucho haber encontrado un sitio para compartir experiencias sobre la meditación vipassana (a lo mejor hay muchos, pero soy malo para buscar…jeje). Y bueno, de paso estoy fascinado con su página, su blog, todo lo que ponen sobre sus viajes y demás. Más adelante me gustaría comentarles sobre ello también. Pero ahora me limito a contarles sobre mi experiencia en vipassana aca en Bolivia. Hice ya 2 cursos de 10 días, uno en abril de 2009, otro en febrero 2010, ambos en Cochabamba, concretamente en una zona aledaña a la ciudad llamada Quillacollo. Hay muchas cosas que se me vienen a la cabeza cuando pienso en los cursos que hice, así que me cuesta ordenarme, pero lo intentaré: 1) Es sin duda la experiencia más difícil que he pasado en mi vida y a la vez lo más maravilloso. Creo que sufrí más en mi primer curso que en el segundo, por el hecho de no saber que esperar, de tomarlo más “a la ligera” aun siendo firme mi decisión para hacerlo. No obstante, y quizás sea algo para aclarar a todos quienes quieran hacer el curso, la propia dificultad se torna en algo relativo o mejor dicho, se hace evidente que es algo relativo. La propia práctica en el curso te otorga una cierta fortaleza-determinación mental que te permite seguir avanzando y acabar el curso sin más problemas, como una una retroalimentación, un círculo virtuoso. 2) Lo más difícil de explicar en palabras es la experiencia de comprobar “anitcha”, de comprobar la naturaleza de que todo lo que sucede a nuestro alrededor y en nuestro interior es impermanente, es cambiante, surge y desaparece…surge y desaparece. Y me imagino que todo el mundo puede aprender o leer sobre esto, que el universo está en movimiento, que todo cambia…pero nada se compara a la experiencia propia, por más mínima que sea. Y eso es lo más importante que rescato: evidentemente, todo está en constante cambio, yo estoy en constante cambio, el mundo está en constante cambio, mi mente está en constante cambio y, por ende, que sentido tiene desear o tener aversión a cualquier cosa que nos suceda en la vida…SI ES ANITCHA, IGUAL CAMBIARÁ. Sentí por ejemplo a medida que pasaba el curso de que cierto tipo de pensamientos que tenía (que yo consideraba reiterativos, obsesivos) simplemente perdían intensidad, ya no eran tan recurrentes y después de cierto tiempo simplemente se esfumaban y me ponía a pensar en otra cosa totalmente distinta y no pasó nada. 3) En términos de beneficios físicos, los cursos fueron también lo mejor que me pasó en la vida. Llegué a perder 5 kilos sólo en el 2do curso. Y al menos para mi, la cuestión era muy simple: no me daba hambre!! Comí muy bien el menú vegetariano y no necesitaba nada más, llegaba a veces incluso a servirme mitad de ración…(si tu intención es hacer dieta, y aunque no sea lo primordial del curso, el ambiente es más que propicio..) 4) El objetivo del curso (y previo, aclaro que estoy utilizando mis propias palabras para explicar todo esto…ya que el curso tiene varios conceptos bien definidos como “sila, samadhi, panna” y muchos otros) es el de desarrollar dos cualidades: la consciencia y la ecuanimidad para eliminar el mayor cúmulo posible de sankharas acumulados que tengamos. Que es un “sankhara”? Ya lo explicaron bien Uds., es la respuesta condicionada que tenemos (o que tiene nuestra mente) con apego o aversión a cualquier sensación que surja. Al respecto y para ir concluyendo ya, les digo que (y los que hicieron ya el curso alguna vez me comprenden) uno deja de reaccionar de la misma forma ante las diferentes situaciones de la vida, al menos recién acabado el curso.
    Un par de consejos para quienes quieran hacer el curso por primera vez:
    1) Sigan al 100%, en todo momento y bajo cualquier circunstancia todas las instrucciones, indicaciones, código, reglas y demás que se proporcionan en el curso. Si en algún momento te desvías, date cuenta de eso, y vuelve a tu cauce. Si te dan ganas de llorar, llora (no te digo grites, ya que se debe mantener silencio absoluto todo el tiempo) y después vuelve a tu cauce, vuelve a meditar. Simplemente háganlo, enfrenten lo que tengan que enfrentar, que más da. Es decir, cuando sufro ¿quién es el que sufre? ¿yo? ¿mi cuerpo? ¿quién es ese “yo” que sufre?
    2) El curso es difícil, sí…pero reitero lo que decía: qué es difícil? Es relativo. Tampoco es imposible.
    3) Busquen bien los mejores implementos para sentarse en la meditación (almohadones, cojines) que mejor se acomoden a uds, les ayudará un montón.
    Un abrazo y felicidades por la página.

  2. laura Says:

    Apreciado Pablo, te agradecemos tu comentario y consejos respecto a la meditación Vipassana. Pienso que explicar nuestras experiencias puede ayudar y animar a otras personas a tomar la decisión de probar la meditación Vipassana.

    Y con respecto al blog, nos alegra que te guste! Cuando tengas tiempo y ganas cuéntanos lo que te motiva a leernos, siempre estamos abiertos a feedback ;)

    Un abrazo desde Bali!
    Laura

  3. Maria Jose Says:

    Gracias Laura y Sergio por su blog, después de ponerles mis comentarios lo curiosiaré porque lo encontré investigando sobre Vipassana. Todas las aclaraciones y conceptos que compartiste Laura han sido muy beneficiosos para mí, ya que en 15 días haré Vipassana aquí en Katmandú, Nepal.

    Gracias también a Pablo porque el complemento con su experiencia me ayuda a tener una mejor luz, aunque tengo la idea que leer todo lo que pueda antes será la teoría que llevré conmigo al curso, y ya la práctica será el aprendizaje propio que consiga con él.

    Espero poder escribirles después del curso para contarles cómo fue mi experiencia.

    Qué estén bien!!!!!!
    María José

  4. Pablo Says:

    Hola Maria José,
    me alegra mucho que te sirvan los consejos. Te deseo mucho éxito en el curso..Saludos! Pablo

  5. GOLOSINAS Says:

    hola,quisiera preguntaros respecto a la tecnicaq de vipassana de goenka,os esplico:
    yo hice el curso de diez dias y en cuanto a las esplicaciones me quede con dudas os comento cuando medito todos los dias voy pasando por zonas y voy dando nombre a las sensaciones,has ta ahi muy bien ,pero mis dudas son cuando ahora me aparecen zonas que son neutras y no se si ya es que son sensaciones sutiles o que tengo que esperar para definirlas y despues no me aclaro en lo del barrido osea el fluido libre si me podeis ayudar os lo agradeceria
    un saludo y sed felices

  6. Pablo Says:

    Hola a todos..
    Respecto a tu consulta GOLOSINAS, me permito algunas explicaciones dentro de lo que entiendo (con la advertencia también de que lo que entienda puede estar todo de cabeza… :) Pero bueno. Para ello te sugiero en todo caso que te pongas en contacto con tus antiguos profesores o asistentes para expresarles la duda y tener una respuesta. O si ya no tienes el contacto con ellos, procurar contactar a otros profesores o conocidos del tema. Pienso que la teoría misma del curso es simple, pero por eso mismo nos provoca muchas veces confusión…no terminamos de aprender bien lo que debemos, y de ahi que hay que preguntar a quienes saben. Es como ir al médico.

    Bueno, al grano..yo pienso lo siguiente. En teoría (y recalco EN TEORÍA…puesto que es algo que no todos podemos experimentar salvo con mucha práctica; es lo que se dice) el cuerpo tiene sensaciones en todo momento y en todas partes. El cuerpo es un fenómeno en constante cambio, cada célula, cada átomo, y justamente por ello es que en cada momento surge una sensación y desaparece, surge otra sensación y desaparece. El problema es que nuestra mente burda no es capaz de percibir dichas sensaciones..mayormente percibe solo las sensaciones burdas, grotescas, dolorosas. No obstante, el resto de las sensaciones del cuerpo, no es que no existan, sino que la mente conciente no se percata de ellas..pero si la mente inconsciente.

    Por tanto, uno puede identificar partes del cuerpo “neutras” o sin sensaciones, es posible y no habría que confundirlas con sensaciones sutiles. Si una zona es neutra, es neutra…no significa que la zona sea neutra, que no haya sensaciones, sino que la mente no tiene la suficiente concentración para percibir las sensaciones en dicha zona. Sin embargo, algo que es bueno aclarar. A veces se piensa que el progreso de la técnica está en que uno pueda percibir la mayor cantidad de sensaciones en el cuerpo, y además…sensaciones sutiles, agradables, etc. Pero al hacer esto, lo mas probable es que surja un nuevo deseo hacia estas sensaciones, siendo el objetivo de la técnica más bien el observar el deseo, observar el no-deseo (lo que rechazas), simplemente observar. Por tanto el consejo es MIRA LA REALIDAD TAL Y COMO ES…TAL Y COMO ES, NO COMO TE GUSTARÍA QUE FUERA: Si las sensaciones en el cuerpo son de X o Y naturaleza….que sean así. Si no hay sensaciones en el cuerpo, o en algunas partes de cuerpo, lo aceptas..no hay sensaciones y sigues moviendo la atención hasta volver a esa parte del cuerpo y volver a observar, volver a observar. De hecho, al existir estas zonas neutras o en blanco, me parece que es difícil que puedas percibir un flujo libre de sensaciones por todo el cuerpo. Osea, esto te digo desde mi experiencia..yo tampoco tengo muy claro como es el flujo libre de sensaciones, no lo he experimentado. Pero no se, esa es mi experiencia. A lo mejor otras personas si lo perciben más rápido. Recalco 2 cosas que se quedaron muy grabadas en los cursos que fui: necesitas 2 elementos básicamente para el curso y los 2 tienen que ir a la par: ATENCIÓN Y ECUANIMIDAD. Tener una mente atenta y concentrada para hacer la autoobservación y mantener la ecuanimidad respecto a cualquier sensación que se manifieste.

    Espero que el comentario te sirva. En lo que pueda ayudar, con mucho gusto. Mi email es blito21@gmail.com El tema me gusta mucho.

    Saludos a los dueños de blog: Laura y Sergio…sigan posteando sobre sus viajes.
    Abrazos.

  7. GOLOSINAS Says:

    MUCHAS GRACIAS PABLO, POR TU ACLARACIÓN .YA TE COJO EL MAIL Y SI NO ES MOLESTIA SGUIRE PREGUNTANDOTE SOBRE PEQUE ÑAS DUDAS
    UN SALUDO ANGEL
    SE FELIZ

  8. Maria Says:

    Hola Laura, gracias por tu relato. Estoy planteándome hacer un retiro de Vipassana en Barcelona, pero sinceramente, me da miedo el no poder aguantar 10 días, sola, meditando, sin hablar y sin hacer nada sólo estando contigo misma. Por otro lado, sé que no puedes ir con medicamentos, y en este momento yo tomo antidepresivos. Me parece que llamaré al centro para preguntar

  9. lucas Says:

    hola chicos muy linda la pagina, gracias por escribir sobre vipassana
    saben yo me inscribi en el de cochabamba, pero no se exactamente donde queda
    me pueden explicar por favor,
    mi primer retiro fue en catalunia
    y ha sido grandioso
    gracias
    lucas

  10. Pablo Says:

    hola Lucas,

    te comento, en este momento no encuentro un archivo que tengo donde esta el croquis donde se hacen los retiros en Cochabamba. Yo soy boliviano, e hice mis retiros justamente por ahi. De todas formas, valgan algunas indicaciones, quizás te sirvan:

    1) El curso se realiza en una casa de retiros llamada San Ignacio. No se encuentra propiamente en la ciudad de Cochabamba sino en un pueblo anexo llamado Quillacollo. Si sales de Cochabamba (con dirección a La Paz), a la altura del kilometro 10 sobre la carretera hay un retén de cobro de peaje. Pasando el peaje se dobla a mano derecha y se sigue el camino transversal un par de kilometros, despues se vuelve a entrar a mano izquierda (a la altura de un instituto técnico creo)..despues otras calles mas y se llega..pero bueno, esta ruta la tomas ya sea en un taxi o con movilidad particular. La otra ruta (mas segura) es: pasas el peaje mencionado anteriormente y sigues hasta el kilometro 11 (o km 10,5 mi memoria esta mal mal…). A esa altura debes cojer un minibus (transporte público) número 211 si no me equivoco que señala en su cartel “PIÑAMI CHICO”. Este minibus pasa por la puerta de la casa de retiro, solamente hay que pedir al chofer que te deje en el lugar.

    Saludos y suerte en el curso.

  11. Diego Says:

    Hola!!
    Estaba buscando información sobre Vipassana, y encontré vuestro blog.
    Estoy haciendo un viaje sin vuelta, y alguien me recomendó Vipassana, y como vosotros, también ando buscando esa faceta en mi viaje. Ya me he inscrito para asistir al curso en Tailandia, que me queda de paso, en diciembre. El tema es que me han enviado un formulario para ver mi manejo del inglés. No tengo problema con el inglés y me manejo bien, pero desconozco si durante el curso se maneja vocabulario muy preciso, y me preocupa no aprovecharlo.
    Ya que también lo hicisteis en Tailandia, quería preguntaros si tuvisteis dificultades con el idioma.

    Mil gracias, la verdad es que tengo muchas ganas… Y empuezo el curso el 12/12/12 chan chan!!!

    Diego

  12. sergiogh Says:

    Hola Diego!
    Genial que vayas a hacer el curso.
    No te preocupes por el vocabulario, porque Goenka habla muy despacio en los videos y se le entiende perfectamente. Simplemente recuerda que los “nostrils” son los agujeros de la nariz :)
    Disfruta!

  13. fabio Says:

    ESTIMADA : SOY DE ROSARIO ARGENTINA Y EN ESTA CIUDAD NO ENCUENTRO GENTE QUE PRACTIQUE VIPASSANA. ¿ PODRÍAS DECIRME DE ALGUN LUGAR POR AQUÍ ? AGRADECERIA MUCHO UNA RESPUESTA, GRACIAS.

  14. maria Says:

    ustedes saben cual es la manera de calificar en el curso de vipassana PERU, pues yo solicite la incripcion pero me respondieron que no hay cupos y lo raro es que aun en la pagina principal dice que si hay cupos… una gran decepcion… por eso me gustaria saber cual es la manera de calificar pues a pesar de todo yo insistire

  15. Pablo Says:

    Hola María,
    la calificación la hacen los propios profesores que harán el curso (hasta donde tengo entendido).Es probable que, entre la información que provee la página web de vipassana y la información que ya tienen los organizadores pueda haber mucha discrepancia. Tomar en cuenta que la página web esta sujeta a ser actualizada, revisada (quien lo hará y con que frecuencia..ni idea) Lógicamente vale lo que dicen los propios organizadores, es información “a la mano”.

    Ahora bien, te sugiero estar pendiente hasta el último momento del curso, antes de empezar. Mucha gente se inscribe y, a último momento no aparece y se liberan espacios. Ya lo he visto antes. Incluso hay quienes van “a ciegas” al curso, sin estar previamente inscritos, esperando que haya un lugar disponible, y al final terminan todos adentro, acomodados de alguna manera.

    Suerte!!! Slds,

  16. Roberto Says:

    Hola Laura, he de decir que os descubri hace poco, pero desde que os descubrí, no paro de leer vuestro blog. Soy de Madrid y bueno, supongo que un poco como vosotros, estoy encontrando mi lugar en el mundo. Llevo dos meses viviendo en Nueva York y aunque adoro esta ciudad, creo que es hora de invertir tiempo en mi lado espiritual, asi que me anime y me compre un vuelo a Bali para dos meses. He aqui mi pregunta: ¿Donde tomasteis vosotros el curso de meditacion Vipassana? He leído sobre varios centros cerca de Jakarta y por lo que he visto los vuelos son baratisisimos… Pero la verdad es que me gustaria hacerlo en Bali, aunque estoy abierto a esa posibilidad. Voy a ir dos meses y de momento solo tengo en mente Lombok y las Islas Wayag, asique estoy abierto a recomendacios.
    Gracias de antemano y espero que cada rincon que visiteis se convierta en vuestro lugar en el mundo.
    Un abrazo.

  17. sergiogh Says:

    Hola Roberto! Genial que hayas tomado esta decisión, Bali es un lugar increible!
    Nuestro vipassana lo hicimos en Tailandia, en Phitsanulok, pero como dices hay centros por todo el mundo, en Java, Sumatra, etc. En Bali creo que no hay ninguno. Lo que te encontrarás en Bali será muchos sitios para hacer yoga y meditación.
    Dos meses es perfecto para ir bien lento y disfrutar del camino. Bali, Lombok y si puedes Sulawesi, son sitios muy recomendables.

  18. Marcela Says:

    Hola que increible encontrar un blog Como este donde muchos cuentan su experiencia con está meditaciión, hoy tuve la suerte de conocerla y la verdad estoy súper interesada en tomarla, alguien que haya pasado el curso en Cochabamba Bolivia?.

    abrazo a todos

  19. Pablo Says:

    Hola a todos.

    Que bueno que me sigan llegando los comentarios de este blog, relacionado a este tema de la meditación. Ha pasado ya bastante tiempo, pero siempre es bueno retomarlo. Con relación a tu consulta Marcela, yo soy boliviano y de hecho he ido a los cursos de Vipassana sólo en Cochabamba. El próximo curso es del 8 al 19 de abril. Los detalles están en la página http://www.dhamma.org. También en un post anterior que podrás ver más arriba explico como exactamente se llega hasta el centro de meditación (no es un centro permanente, valga la aclaración, es un lugar que se alquila ocasionalmente para organizar los cursos).

    Ojalá puedas estar! Animarme a ir ha sido para mi la mejor decisión que haya podido tomar en mi vida, por siempre jamás. Punto y que no se diga nada más..jaja.

    Hablando en serio, si tienes la chance de hacerlo, hazlo.

    Un saludo a todos, que estén bien!!!

  20. Ana Says:

    Hola Pablo, quiero tomar un curso de Vipassana quisiera saber cuál es el más cercano a esta fecha y donde, te agradecería mucho

Deja un comentario